viernes, 27 de septiembre de 2013

FOTO POR TÍ_¿Lector hipermétrope?




¡Vaya unas formas que últimamente tiene la gente de hacer fotos! Curiosa manera, ¿no?
Me llamó la atención el gesto del hombre, tan próximo como estaba a una librería, y no puede evitar pensar en que eso, que parece un libro en manos de un enfermo de la vista, no lo es.
Este señor, aunque a mí me lo parezca, no leía nada ni padecía, que yo sepa, de hipermetropía aguda. No. Estaba fotografiando a su mujer y a su hija…

Dejo hoy la reflexión para que cada uno haga la suya propia y opine, aplauda o abuchee estas nuevas maneras de fotografiar. Yo tengo, como es normal, mi criterio personal al respecto, pero supongo que la fotografía que subo hoy y lo poco que hablo de ella os hará quizá intuir cuál es.

No importa cuál sea, espero me digáis vuestra opinión al respecto. Os iré contestando “frío” o “caliente” según se parezca o no vuestro enfoque al mío. Una especie de juego, o de adivinanza. En el fondo, un coloquio abierto sobre las nuevas tecnologías de la imagen, si os parece bien.
¿Os apetece?

16 comentarios:

  1. Yo era muy reticente a la cámara en los móviles y ahora allá que voy con mi móvil haciendo fotos a diestro y siniestro, tan a mano siempre y que no ocupa espacio. Ahora bien, es para un aquí te pillo. Por muy buena calidad que tengan estas cámaras integradas en los ipad, o tablet, para hacer fotos, mejor una cámara de fotos, de mejor o peor calidad, a cada cosa lo suyo.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. No sabría decir si frio o caliente..., me da que diría "caliente".
    Claro, una cosa es lo que planteas, para un "aquí te pillo...", pero yo no hablo de la ocasión, hablo de la idoneidad de ciertos artefactos tecnológicos frente a la idoneidad de una herramienta destinada a un fin específico. Está claro que son ideales ante la velocidad con la que pasa todo en nuestras vidas, y otras muchas cuestiones derivadas d elos tiempos que nos ha tocado vivir.
    Pero, ¿son aparatos destinados a hacer "fotografía"?
    Gracias por pasar Jara!

    ResponderEliminar
  3. Deduzco que son turistas haciendose el reportaje de las vacaciones, asi que, NO,NO y NO, esto se merece una cámara fotográfica, aunque sea modesta, que seguro sacará unas fotos de mejor calidad. A cada cosa su instrumento. Me dirás retrograda, pero no me gustan los servicios exprés, todo deprisa y corriendo.
    Te cuento que en Roma se nos rompió la cámara reflex analógica, aquello fue un drama, ya que no lo compensó las pequeñas cámaras digitales que llevabamos y mucho menos el móvil. Con la cámara analógica, te parabas, contemplabas la obra, la escena, los detalles, el encuadre y por fin hacías la foto, pero en la retina se habían quedado miles de imágenes y para muestra te llevabas a casa un botón (de oro de 24 kilates o no se cuantos pixeles).

    Si señor, Una foto por ti, es una imagen y fotografía de calidad, con el valor añadido del buen hacer de un artista.

    Besos al salir el pajarito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Caliente, caliente...
      Nada de retrógrada. El consumismo consumado, el "usar y tirar", la cultura del "fast"..., la fotografía digital nació como una evolución/revolución tecnológica que permitía la inmediatez de lo digital, y otros modos de hacer en realidad más de lo mismo, lo de siempre, lo clásico, simplemente el tomar fotos. Es la manera de ser y vivir de la sociedad la que le ha añadido otras muchas cosas que están más allá de su esencia.
      Al 100% comparto tu opinión. Los recuerdos en forma de fotografías bien merecen cámaras de fotos, por pequeñas y humildes que sean. Ya cogeremos una tablet para ver "Calados..." desde el sofa...

      Eliminar
  4. Pues posiblemente vaya muy frío, pero la fotografía me sugiere una escena según la cual...el que toma la foto está ensimismado en lo suyo, al punto de hacerla "porque toca" a sus "ya muy vistos" familiares. De alguna manera yo la titularía: "La vida ha pasado, y yo no me he enterado"

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, tu "enfoque" no lo calificaría como frio ni caliente, digamos sin más que no tiene la temperatura requerida..., pero sirve para otros fines, y tu título sugerido es acertado. Es más, yo lo llevaría un grado más allá... "la vida pasa delante mío, pero prefiero verla en mi pantalla". Lo cual es, a todas luces, un triste encuadre...
      Un abrazo a tí Valaf, y gracias por pasarte!

      Eliminar
  5. ¿En serio que está fotografiando a sus familiares? más bien parece estar mirando un plano que ilumine ese camino desconocido por recorrer, no se, pero estoy con Mar, donde esté el objetivo de "Foto por ti" que se alejen los "pseudos"

    Saludos Emilio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Caliente, caliente...
      Hacer fotos adoptando esas poses propias de otras actividades se parece a correr por el campo virtual de la pantalla de una Wii... ¿Dónde quedan los aromas del campo, dónde el sonido de los pájaros, dónde el placer de mirar cómo se mueven las nubes, dónde las sensaciones de la brisa y la luz en la cara?
      Un saludo Gemelas!

      Eliminar
  6. Dejad de perder el tiempo con esas chorradas de adivinanzas de niños de teta. Salid a la calle y ayudad a quienes lo necesiten. Se está muy calentito en casa, ¿verdad?. Pues hay gente que duerme bajo los estrellas y que pasan frío y que les importa un comino que hace el de la foto. Si no ayudamos a nuestros semejantes en apuros, estamos contribuyendo a que las desigualdades permanezca. Ya lo dijo Bertold Brecht, pequeños burgueses insolidarios. El tiempo es oro, no escoria para que la perdáis por el camino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuánto te gusta provocar, Dios mío. Y no hables si no conoces. Emilio, el autor del texto y de la foto, es una persona solidaria, un buen fotógrafo y, sobre todo, alguien en quien se puede confiar. Desde luego en casa se está muy calentito, 30 grados para ser exactos y sin aire acondicionado que nos alivie tanto calor. Y por último, no sé lo que seremos pero te aseguro que burgueses insolidarios no somos. Por cierto, el tiempo es nuestro y lo empleamos en buscar trabajo, sobrevivir como podemos, sacar adelante a nuestros hijos, luchar por la vida. Y si nos sobra un pelín de tiempo después de todo esto, pues en vez de irnos a comer a un restaurante o al cine - para lo cual no tenemos dinero-, pues nos ponemos a escribir, más bien o más mal. Y ahora tú dirás: y si no tenéis dinero ¿cómo tenéis internet? pues porque nuestros hijos, los de Emilio y su esposa y mis propios hijos, lo necesitan para sus estudios. Desde luego, mi tiempo no es escoria.

      Eliminar
    2. No es territorio calado un lugar para la desavenencia ni la crispación. Si lo fuera no formara yo parte de este modesto espacio virtual. De plano rechazo la polémica y la provocación, no van conmigo. Para eso tienes otros sitios, que posiblemente frecuentes y por los que pasees encantado de ir sembrando tormentas. Tú verás qué tempestades recojas.
      Versos Calados es un espacio, así lo entendí y así respiro en él, para el encuentro, para la reflexión, para el fluido de corrientes de pensamiento, eso sí, positivas y encaminadas a la esperanza, al goce de la vida y a la experiencia de los sentidos. En lo que yo me encargo, de la vista, pues fotografía es lo que hago. Fotografía que explique mi personal manera de ver el mundo con el que me encuentro cada día, que me da a mí no debe parecerse mucho al que tú miras, tú sabrás porqué. Pero a juzgar por la reflexión que mi imagen de esta vez ha suscitado en ti, tú y yo debemos de contemplar universos paralelos. Que yo sepa, nada en mi foto habla de ayudar o no a nadie, ni solidaridades ni gaitas descontextualizadas que te has dedicado a traer a esta página, cosa que de verdad me entristece más que cabrearme. Si traigo una adivinanza es porque me da la gana cambiar de registro, es la primera vez que hago el experimento, y para fomentar la participación y la actividad cerebral constructiva, y está claro que tú no aportas ninguna solución a la misma, con lo que no sé a qué viene tu injerencia, ni si lo que falla es el talante constructivo que brilla por su ausencia o directamente el órgano encargado de generarlo que muestra a todas luces la oscuridad de tus honduras.
      Lamento compartamos la pasión por Norma Jean, pero mira, al menos es algo que nos une, lo cual no me sorprende a la par que en algo amaina mi ánimo.
      Pero respecto al juicio que de mi situación social haces y la etiqueta que me cuelgas, ahí sí que yerras y ofendes, y eso sí merece algo más de detenimiento. ¿Conoces la ropa que visto, conoces mi piso o mi barrio? ¿Sabes qué cuesta lo que como o de qué son las sábanas de mi cama? Nada te debo que yo sepa, y en cambio paseas libremente por los lugares que traigo con mis fotos a Calados. ¿Qué sabes tú de mi renta ni de cómo la gestiono? ¿Qué te da motivos ni derecho a nada de eso?
      Tan sólo y terminando te recomiendo bucees hacia atrás y pases también por otras de las ventanas que he ido abriendo aquí a mi propio mundo, en ellas muestro otras de las cosas con las que “malgasté” mi tiempo con Calados, y quizá encuentres verdaderas razones para saber y hablar de cuáles son mis preocupaciones o qué pienso del sufrimiento, la pobreza, la soledad, el amor, la pasión, la injusticia, o las diferencias sociales.
      Pero sobre todo y por favor, no te conviertas en una piedra en el zapato, en todo caso y puestos a ser piedra, trata de ser adoquín en la calzada para cumplir una función que aproveche para otros.
      Ya lo dijo Jean Paul Sartre, y no pierdo más el tiempo, porque quizá haya otros mejores, pero este es el mío.
      Por cierto, encantado de que te muestres por estos lares, y si traes barro o adobe, bienvenido seas cuando se te antoje. Pero piedras no, por favor. Esas las suelo apartar sin más del camino.
      Un saludo.

      Eliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  8. Tiempo por tí.
    A ver Emilio, como ya he leído además de tu entrada algunos comentarios y tus respuestas, parece que puedo jugar con ventaja. Mi comentario inicial, el que sale sin pensar, el que hubiera hecho sólo viendo la fotografía sin leer tu texto, está en la línea del de Valaf. El momento que has captado parece el típico de “foto que toca”.
    Pero el caso es que tu relación con la fotografía es intensa. Al margen de que sea tu profesión o no, que no lo sé, estoy recordando que en otra entrada comenté hace poco sobre el privilegio que supone tener algo que decir y la herramienta para hacerlo. La fotografía es tu “privilegio”. Detrás de cada imagen que traes hay técnica, hay una idea, algo que decir y una realidad que se nos presenta desde tu objetivo. Toda esa atención e intención... con una cámara. No con sucedáneo.
    Yo, para mis más que humildes fotos, también prefiero la cámara. Y tomarme mi tiempo.
    En otros momentos sirve cualquier trasto a mano para guardarse un trocito del rato que estás pasando, y también está bien. Estoy pensando en aquellas fotos con el móvil que miro y miro y quiero tener así, siempre cerca.. y cuando las hice seguro me parecía al tío de la tablet.
    Encantada de haber empleado este tiempo en disfrutar tu entrada y comentarla.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta eso de referirte a la fotografía como un privilegio, me hace sentirme un privilegiado.
      No lo veo exactamente como tú, pues, aunque agradezco los piropos, qué más quisiera yo que estar "tocado" por el don de expresarme como quisiera a través de mi cámara. Lo intento, ciertamente, pero me reconozco como un aprendiz en constante aventura. Eso sí y coincido contigo, para esa intención hace falta una herramienta al efecto. Lo demás, sirve para "tomar notas", pero un libro se escribe con algo más que apuntes garabateados.
      Y lo del tiempo... Tal y como lo veo yo, lo de "tomarse tiempo" para hacer una foto, no es tanto el necesario para el "tomarla" como el que hace falta para "verla".
      Andas templada, tirando a caliente...
      Gracias Nepalí como siempre por todo.

      Eliminar
  9. Me parece estupendo, justo y necesario, en estos tiempos que corren, tener la oportunidad de poder salir a la calle y fotografiar lo que nuestra imaginacion reclame en esos momentos.es casi una liberación. ¡Hay tantas cosas y tantos casos que necesitan de un pequeño olvido, de una tregua en su sufrimiento para asi poder ver y leer las cosas cotidianas de la vida!, son un remanso de paz, sin mas buscarle las cosquillas a nada ni a nadie. "Vive y deja vivir". Un abrazo. Chelo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se agradece tu "palmada en la espalda". Bien sabes que hacer algo que sea un desahogo, en mi caso, porqué no, salir y pasear y hacer fotos, nos viene bien a todos en según qué momentos. Pero nada me dices de lo que te parece la foto, jejejejjj, te has dejado llevar por otras cosas, pero no pasa nada..., así que, a tí también he de decirte que ni frio ni caliente. Eso sí, un gracias como siempre por pasarte y comentar y dedicarme a mí un ratito de tu día.
      Un abrazo y un beso!

      Eliminar